La Defensoría del Pueblo evidenció, por parte del Fondo de Aseguramiento en Salud de la Policía Nacional del Perú (Saludpol), una deuda mayor de 300 mil soles con el hospital Belén de Trujillo. Esto ha traído como consecuencias, la poca atención hacía el personal policial; como también, falta de medicamentos, cobertura de servicios, entre otros.

Sin embargo, Saludpol no es la única empresa aseguradora que le debe al hospital Belén, pero sí con la de mayor deuda. ‘Afocat Libertad’ es una de ellas, la cual le debe más de 11 mil soles; por el otro lado, se encuentra ‘Pacífico Compañía de Seguros y Reaseguros’ con un adeudo superior de los 10 mil soles, por el tema de atención en caso de accidentes de tránsito con cobertura SOAT.

En otras palabras, el derecho a la salud -del personal de la policía- está siendo dañado por la sumatoria de la deuda de estas tres empresas, ya que repercute directamente en el presupuesto para la atención y compra de medicamentos necesarias para los pacientes.

Finalmente, la Defensoría del Pueblo le ha recomendado a la Superintendencia Nacional de Salud (Susalud), que tome las medidas y sanciones del caso.